Fungal Research Trust
medical community awareness advocacy fungal diseases news

Fungal Infections

Infecciones de la piel, uñas y pelo

Sin ninguna duda, estas infecciones fúngicas son las más frecuentes. La piel es una excelente capa protectora pero algunos hongos tienen la habilidad de sobrevivir en ella y, a veces, causar infecciones. Los hongos capaces de hacer esto se pueden clasificar en 3 grupos:

  • Hongos que son capaces de utilizar la queratina, una proteína de la superficie de la piel y, especialmente de las uñas y el pelo, y que por tanto se conocen como hongos queratinofílicos
  • Candida albicans que es capaz de crecer en superficies húmedas, como las nalgas de los bebes si los pañales causan irritación local, o en los surcos ungueales (ocasionalmente en las mismas uñas)
  • Algunos hongos no queratinofílicos son capaces de invadir las uñas de los pies cuando están dañadas como Aspergillus spp., Alternaria alternata y Fusarium spp.

La transmisión entre humanos de los hongos queratinofílicos es la forma usual de adquirir las infecciones de la piel, uñas o pelos, lo que se denomina infección antropofílica. En ocasiones, la transmisión es entre animales y hombres, y se conoce como zoofílica. Las recurrencias de la infección tras el tratamiento son mas frecuentes cuando la infección es zoofílica, y el contacto con el animal continúa y éste no ha sido tratado. En granjeros y otras personas que trabajan a la intemperie, la infección se puede adquirir del suelo. Los hongos mas importantes, conocidos como geofílicos, son Microsporum gypseum, Microsporum fulvum y Sporothrix schenckii.

La inmensa mayoría de los pacientes que tienen una infección de la piel, las uñas o el pelo están sanos, aunque un pequeño grupo está inmunosuprimido. Parece ser que las deficiencias de las células T son importantes, algunas hereditarias como las candidosis crónica mucocutánea, y otras adquiridas como la infección por HIV. Por ejemplo, la dermatitis seborreica y la onicomicosis son más graves en los pacientes HIV, pudiendo ser el primer signo clínico de la infección por este virus.

La duración del tratamiento suele ser larga para las infecciones de las uñas y el pelo ya que su crecimiento es lento y el hongo tiende a persistir en la queratina incluso con tratamiento antifúngico.

Las infecciones más comunes de la piel, el pelo y las uñas son:

ACTÚA HOY

APRENDE

Reconoce y trata las infecciones fúngicas mediante los folletos fúngicos

PARTICIPA

Qué frecuencia tienen las infecciones fúngicas? Ayúdanos
a descubrirlo

DIFUNDENOS

Ayúdanos a cambiar la vida de muchas personas divulgando esta página