Fungal Infections

Casi todas las infecciones fúngicas requieren tratamiento específico. Si no son tratadas, algunas son casi siempre fatales como por ejemplo, la aspergilosis invasora o la meningitis criptocócica. Otras son leves y aparecen y desaparecen sin tratamiento específico, como la dermatitis seborreica o las costra láctea. En ciertas ocasiones, se necesita la cirugía, para el diagnóstico o el tratamiento. Algunas infecciones requieren procedimientos de limpieza como la otitis externa, la obstrucción bronquial por aspergilosis y la rinosinusitis fúngica alérgica.

Esta sección describe los antifúngicos que se utilizan habitualmente y proporciona una introducción a otros aspectos importantes del tratamiento como los corticosteroides, la inmunoterapia con gamma interferón y la cirugía. Además, en el apartado descriptivo de cada enfermedad se da información específica adicional sobre como tratar dicha enfermedad, aunque dichos apartados son complementarios y no exhaustivos. Por esta razón, y también porque otros factores determinan el tratamiento más adecuado para cada individuo en particular, lo escrito en esta sección debe considerarse como una guía y no debe ser interpretado como algo definitivo en el manejo de un paciente con una infección fúngica. Otros factores claves que influyen en la elección del tratamiento incluyen, otros fármacos (debido a las interacciones entre ellos), otras enfermedades y  las preferencias de los pacientes. Ver el video Progresión de la enfermedad y aproximaciones al tratamiento".

Las secciones son:

ACTÚA HOY

APRENDE

Reconoce y trata las infecciones fúngicas mediante los folletos fúngicos

PARTICIPA

Qué frecuencia tienen las infecciones fúngicas? Ayúdanos
a descubrirlo

DIFUNDENOS

Ayúdanos a cambiar la vida de muchas personas divulgando esta página